21 diciembre 2018 · Por Colaborador

Economía circular: Los nuevos modelos de negocio que surgen en torno a los retos de la Sostenibilidad

La economía circular es un concepto mucho más amplio y relevante que Reducir, Reciclar y Reutilizar, y afecta a muchos ámbitos fuera de los estrictamente ambientales. La percepción de que los recursos que consumimos son finitos y que el nivel de consumo actual es insostenible nos hace plantearnos: ¿es posible conciliar el desarrollo sostenible con la sociedad de consumo actual?

Según Global Footprint Network, la Tierra necesita 18 meses para cubrir los recursos que se consumen en 1 sólo año. Por lo que la respuesta a nuestra pregunta sería: no, no es sostenible, y esta conciliación es necesaria para mantener el desarrollo actual y asegurarlo en los países en vías de desarrollo y de las generaciones futuras.

El concepto economía circular propone un cambio radical en nuestro modelo productivo fundamentado en 3 principios:

  • Preservar el capital natural de recursos finitos
  • Optimizar los ciclos de vida de los productos
  • Potenciar la eficiencia y efectividad de los sistemas para reducir las externalidades negativas de los sistemas (por ejemplo: la contaminación).

Nuevos negocios que surgen con la economía circular

La economía circular abre un amplio abanico de oportunidades a nuevos modelos de negocio hasta ahora inexistentes. Estas propuestas han surgido como una apuesta por la innovación y se han canalizado a través de las nuevas tecnologías, lo que las diferencia de las compañías con procesos convencionales. Dan respuesta a las nuevas necesidades del mercado con un resultado bidireccional:

  • Para las empresas, que han reducido los costes riesgos y externalidades negativas.
  • Para los consumidores finales: porque aumenta la diversidad de la oferta y los empodera al permitirles optar por productos más responsables que fomentan una economía local y colaborativa.

Los modelos de negocio concebidos y diseñados para generar un impacto social positivo en el planeta y en las personas serán los negocios que tendrán éxito en este siglo. Algunos ejemplos de nuevos modelos en los que se están transformando las compañías son:

  1. Empleo de recursos renovables: Uso de energías renovables, materiales reciclables en lugar de recursos no renovables. Por ejemplo IKEA, cambiando la composición de una de sus bolsas de precinto por plásticos de origen biológico en base a polímetros de azúcar de caña, han conseguido reducir el consumo de 75,000 barriles de petróleo.
  2. Recuperación de los recursos: Obtención de energía y de materias primas para nuestros procesos a partir de residuos o productos de desecho de nuestra u otras industrias. La compañía ECOALF fabrica productos textiles a partir de residuos plásticos reciclados, con una gran variedad de productos y con la misma calidad que los que provienen de materiales vírgenes.
  3. Prolongación de la vida útil del producto: Mejorar el diseño de los productos para ampliar el ciclo de vida de productos y componentes mediante reparación, actualización y reventa. La compañía Wallapop vio la oportunidad de poner en contacto a personas dispuestas a desprenderse de productos con gente que las necesitaba.
  4. Uso compartido de plataformas: se fomenta la colaboración entre usuarios para que compartan el acceso y propiedad de productos o servicios. Algunas compañías han alcanzado una gran popularidad, en parte, por la accesibilidad que permiten las nuevas tecnologías: Uber, Cabify o Zity ofrecen modelos de movilidad en las ciudades que reduzcan la necesidad de tener vehículos propios y adaptarlos a todo tipo de usuarios.
  5. Producto como servicio: Cambia la concepción de “poseer” frente al de “alquiler, uso y devolución”. El éxito de este tipo de negocio ya tiene algunos precedentes muy maduros como Rolls Royce que, en 1962, comenzaron a alquilar sus motores de aeronave en lugar de venderlos como un producto.
  6. La economía circular va a transformar los hábitos de consumo y producción a nivel mundial, y será necesario para impulsar el Desarrollo Sostenible y la consecución de los ODS, que es un movimiento imparable y lleno de nuevas oportunidades.

¡Las nuevas tecnologías, la iniciativa social y la concienciación internacional están alineadas y en el momento perfecto para ponerlas en marcha!

Por Carlos Jiménez Lázaro – New Business Manager en Welever

21 diciembre 2018